Pretty Guilty

AP

My sister is getting married… and all my family is freaking out – Parte 1

IMG_1147Esta es la primera de las colaboraciones sobre la boda que escribirá mi hermanita, L. Si por momentos parece que lo escribí yo, es que resulta que somos la misma persona y yo no tenía idea. Culpo a nuestra familia y a las monjas que nos criaron. Claramente algún día será una gran arquitecta con una carrera secreta de escritora. 

No sabía muy bien por donde comenzar así que supongo empezaré por el principio: la propuesta… y no precisamente la película de Sandra Bullock, que debo confesar he visto unas veinte veces, sino por el día en que se desató la locura en la casa Rubio, locura que aumenta cada día más y dudo que se detenga hasta que P. camine hacia el altar y todos se cercioren que ante los ojos de Dios y ,aún más importante, de mi abuelita y tía abuela, es una santa mujer entregada a un hombre, en este caso El Dude, en sagrado matrimonio (the old-fashioned way). (more…)

¡Gracias por compartir!
Share

Ficción 1.

post

Quisiera volver a verte. Quisiera poder decirte todo lo que significaste para mí, y que ahora mismo parece que nunca vas a saber. Quisiera hacer algo para que recordaras los buenos momentos por encima de los malos.

Quisiera que supieras cuánto te quise, aunque nunca te lo haya dicho. Quisiera que supieras que siempre te voy a querer, aunque no te lo pueda decir.

Quisiera que supieras que eres especial. Que vas a ser todo lo que quieras. Que vas a ser más de lo que esperas. Quisiera que supieras que verte me derrite. Que solo leer tu nombre me destruye y me despierta. Que pensarte no es suficiente.

Quisiera poder llorar frente a ti una vez, sin pensar que vas a creerme tonta. Quisiera que me dijeras lo que tengas que decirme, sea lo que sea. Quisiera pedirte perdón, una y otra vez hasta que se me acabaran las palabras o me dijeras que no es necesario.

Quisiera poder perdonarme a mí, por haber sido quien fui y no quien necesitabas que fuera, y quien sin duda alguna debí ser. Quisiera que un “perdón por ser yo” sonara en serio y cubriera todo lo que quiero decirte.

Quisiera poder pasar junto a ti y hablarte en lugar de fingir que no me importa que voltees hacia cualquier otro lugar. Quisiera que nuestra cordialidad no tuviera que ser fingida. Quisiera que pudiéramos bromear en lugar de ser cordiales.

Quisiera dejar de pensar en ti todos los días. Quisiera que supieras que lo hago, pero solo si tú también lo haces, aunque sea de vez en cuando. Quisiera saber si a veces piensas en mí.

Quisiera no tener tanto miedo a tu ausencia. Quisiera que no fuera lo único que me queda de ti.

¡Gracias por compartir!
Share

Crónicas de la planeación de una boda, capítulo 2: To planner or not to planner.

IMG_1409
Foto aleatoria de nuestra engagement party. El globo de vestido sigue en mi sala; el de anillo fue consumido por Foster.

Yo no quería, lo juro. Estaba convencida de que podía planear la boda por mis propios medios, con la ayuda de mis siempre infalibles madre, hermanas, abuela y tía abuela. Pero la distancia destruyó mis ilusiones y mi sensación de autosuficiencia como Zayn Malik destruyó corazones al abandonar One Direction, y tomé la inamovible decisión de contratar una planner. Dos, de hecho. (more…)

¡Gracias por compartir!
Share

Crecí en una casa feminista (y mis papás no tienen idea).

Las tres, rodeadas de artefactos que nunca sentimos fuera nuestra única función en el mundo aprender a usar.
Las tres, rodeadas de artefactos cuyo uso jamás se sintió como nuestra única función en el mundo. (Don’t mind the headband. I was going through a phase).

Comencé a llamarme feminista hace relativamente poco tiempo, ya muy entrada en la universidad y después de mucha discusión, mucha educación y muchos descubrimientos. Pero aunque la consciencia de que soy indudablemente feminista es nueva, mis actitudes y creencias siempre lo han sido –por lo menos parcialmente. Y el otro día, reflexionando sobre roles de género y quién preparará o no la cena después de la boda, lo descubrí: mis papás son feministas y no tienen idea*. (more…)

¡Gracias por compartir!
Share

Crónicas de la planeación de una boda, capítulo 1: Bridal brain.

 

AnQfYhq2zrohEcWkmooITOZEhGRtKMYhV3lBw_MP9Nx0
Estado actual: Fostered.

Planear planear una boda es mucho más sencillo que planearla. Antes de convertirme en una bride-to-be, creía que tenía todo solucionado y que había imaginado el día perfecto, así que había pocas cosas separándome de hacerlo realidad. Fui una ilusa.

Resulta que así como el baby brain y el period brain hacen difícil que tu cerebro funcione con su fluidez usual, el bridal brain existe, y se encarga de que pierdas todo el enfoque y la perspectiva.  (more…)

¡Gracias por compartir!
Share

La propuesta.

DSC_0084

*El texto que sigue está lleno de paréntesis. Parecen excesivos, sí, pero la estructura es anecdótica por completo y cuento la historia como me viene a la mente.. y mi mente está llena de paréntesis. Lidien con ello con optimismo, o no los lean (si quieren perderse de pequeños momentos de lo que espero que sea risa). 

El día comenzó muy normalmente: saludé a los 4 chihuahueños habitantes del household Valencia, discutí con mi mamá por no-sé-qué, pasé toda la mañana acostada porque desde que llegué a Mérida una semana antes no había podido dormir bien, no me dio tiempo de maquillarme los ojos antes de salir (si a poner-delineador-en-todo-el-párpado-y-difuminar-con-el-dedo se le puede llamar “maquillarme”) y sufrí por estar inflamada y reteniendo líquidos después de siete días de comer cual mujer justo después de su boda (¿premonición?). (more…)

¡Gracias por compartir!
Share

We’re engaged.

DSC_0068 copy

Sospecho que va a ser difícil escribir este post de forma coherente, siguiendo toda regla de sintaxis, buenos modales y decencia elemental –de hecho, es posible que lo haya reescrito varias veces antes de llegar a este punto… lo negaré todo– pero no importa. I’m engaged. (more…)

¡Gracias por compartir!
Share

No sé si soy freelance o estoy desempleada, y otros dramas de la vida post-graduación.

En mi graduación, cuando todo parecía tener sentido.
En mi graduación, cuando todo parecía tener sentido. Esa felicidad no puede fingirse.

Hace 2 años, 1 mes y 22 días me gradué de la pequeña pero ruidosa licenciatura en Periodismo y Medios de Información –sí, sí existe y no, no es comunicación, como dijo el eslogan de nuestro décimo aniversario– del Tec de Monterrey, con el mejor promedio de mi generación, mención honorífica de excelencia, seis meses de experiencia en dos importantes revistas de circulación nacional, 5 kilos que no debieron existir pero ahí siguen (y no parecen querer desaparecer), y una deuda que está en la misma situación. (more…)

¡Gracias por compartir!
Share

Casarse o no casarse. O cómo casarse.

IMG_8258

Estoy en el limbo. Todos mis amigos, y los de El Dude, están casándose y muy felices por ello. Tanta emoción –y tanta mención de flores y vestidos– me tiene, por supuesto, esperando el momento en que “me toque” a mí. Después de la última entrega de anillo en el grupo del guapo hombre al que llamo novio, me sorprendí a mí misma volteando a verlo con una cara tan amenazadora como puedo hacerla diciendo “Dile a los demás que ni-se-les-ocurra. Es mi turno”.  (more…)

¡Gracias por compartir!
Share

1 2 3 4 5 14